“A Mis hijos amados, Mis Sacerdotes, os hago un llamado a la defensa de la Fe Verdadera.”

JULIÁN SOTO AYALA, “EL DISCÍPULO” / MÉXICO

MENSAJE DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO A LA HUMANIDAD.
Recibido por Discípulo, en la ciudad de Caborca, Sonora, México.
18 de Julio de 2017. 

“Ay, de aquellos que piensan que el pecado no es pecado. Ay, de los que niegan la existencia del infierno. No hay medias verdades, lo que es sí, es sí; lo que es no, es no.”

Amada Humanidad:

Se ha acortado el tiempo.

Mis Juicios sobre el mundo se presentan ahora a vosotros.

Os habéis acostumbrado tanto a las falsas y heréticas ideologías, que presentan lo bueno como malo, y lo malo como bueno… haciendo obscurecer aún más las conciencias.

¡Faltas de respeto a lo Sagrado!

Sacerdotes, Obispos y Cardenales se han confundido abandonando el criterio de la Verdad.

Por eso, amada Humanidad, os habéis confundido sirviendo a falsos pastores que no son Míos, porque nunca los He llamado. Se han colocado pectorales y mitras sin Mi consentimiento. Esos falsos maestros, súper-apóstoles, con títulos honoríficos que les dan rango de autoridad, coludidos con el mundo, amenazan y extorsionan usando el Nombre de Mi Padre en vano, faltando así, a un Mandamiento de la Ley Divina.

A los que hablan y predican la Verdad, les han ordenado guardar silencio.

Por eso… ¡oh, amada Humanidad, os hablo de esta manera!

Las cisternas agrietadas no pueden retener agua.

Los lobos están vestidos con ropajes de humildad, pero detestan la obediencia. Satanás se viste de ángel de luz, se reviste ahora con báculo y mitra, con capelo y clériman, con palio y signos masónicos, con sellos, escudos y firmas oficiales para entrar al redil de Mis ovejas y dispersarlas; o bien, saciarse de su lana y carne como un esquilador.

Por eso, dejaré un momento de dotarlos de conocimiento. Porque la soberbia intelectual y la vanagloria abrazó sus sienes.

Por eso, les retiro el buen juicio y los expulso de Mi Plan de crear un Cielo Nuevo y una Tierra Nueva.

El sol de la Verdad no brillará en aquellos que se sirven de Mí y de Mi Palabra, pero que ya no Me sirven a Mí.

Pronto Mi Padre sacudirá este mundo, esta Tierra, con un acontecimiento que callará a los hombres de ciencia pues no lo podrán explicar.

Amada Humanidad, vuestro planeta se estremecerá, se sacudirá, vomitará azufre y lava ardiente, exhalará vapores altamente contaminantes.

Mi Protección será especialmente para los que veneran y aman Mi Preciosa Sangre, Mi Cruz y Mi Faz. Mis Llagas os cubrirán.

Las ciencias humanas, con sus inventos y adelantos, provocarán un gran evento en el cual muchos amados hijos Míos dejarán de existir. Éste es un gran flagelo por los pecados de sodomía y perversión. Algo semejante a lo que sucedió con la ciudad de Gomorra.

Amada Humanidad, el poder de la mentira y la ignorancia ha socavado las Verdades Medulares de la Fe. Mi Iglesia entrará pronto al sepulcro de Mi Silencio.

Tenéis a Mi Padre por Padre, pero no queréis escuchar a Mis profetas.

Yo, Jesús, Soy el Buen Pastor, Me han abandonado a Mí, y se han buscado maestros falsos que los hacen sentir bien con sus palabras y no piensan en los fuegos eternos.

El dominio mundial ha organizado también la criba y la purificación.

A Mis hijos amados, Mis Sacerdotes, os hago un llamado a la defensa de la Fe Verdadera. Os llamo Yo, Jesús, Rey de reyes, a cobrar valor, a hacer un esfuerzo grande para permanecer firmes, de pie, defendiendo tenazmente la existencia del infierno, el lugar de los fuegos eternos, donde las almas de los condenados sufren y sufren por la eternidad de las eternidades.

Os quiero, Nación Santa, ¡oh, descendencia de Leví y de Judá!, Nación Consagrada Mí, luchando por la Iglesia del remanente fiel, no os dejéis seducir por las abominables atracciones de lo terreno, de los sentidos y de la carne.

¡Remanente fiel, Resto de Israel, sobrevivientes de Israel, salid ya las mazmorras de vuestros limites!

Yo Soy Justo Juez de vivos y muertos, Soy Juez de pueblos y naciones.

Pedidme, Sacerdotes amados, el carisma del discernimiento sobrenatural, y Yo responderé pronto a los clamores de la gente extraviada.

Velad y orad, pues el espíritu ciertamente que está dispuesto a la Verdad, mas la carne es débil. Ánimo y valor, soldados de Mi Real Estirpe.

Yo Soy Jesús de Nazaret.

Los amo y bendigo.

¡Tened paz, conservad la calma, observad las señales y los signos en el cielo, el asteroide está cada vez más cerca, orad mucho, os bendigo!

________________________

Fuente:
APOSTOLADO DE REPARACIÓN Y DESAGRAVIO A LOS SAGRADOS CORAZONES:
https://sagradoscorazones.wixsite.com/apostolado/2017

Para descargar los Mensajes en PDF:
https://aparicionesdejesusymaria.wordpress.com/mensajes-actuales/      

Todos los Mensajes de Julián Soto, “El Discípulo”, publicados en este blog:
https://aparicionesdejesusymaria.wordpress.com/tag/julian-soto-el-discipulo/    

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Mensajes y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s