“Las Doce Tribus de Jacob son las Doce Naciones, sus descendientes poseerán la Tierra en heredad a perpetuidad.”

JULIÁN SOTO AYALA, “EL DISCÍPULO” / MÉXICO

MENSAJE DE DIOS PADRE PARA TODO EL GÉNERO HUMANO
Recibido por ‘El Discípulo’, el Martes, 13 de Octubre de 2009
En el Cerro de ‘El Bachoco’, 
Parroquia de Santa Eduwiges y Parroquia de la Santísima Trinidad, Hermosillo, Estado de Sonora – México. 

Discípulo:
Este Mensaje se recibió por partes. 


“Hijos Míos:

La Creación es obra Mía, He dotado al hombre y a la mujer de libre albedrío o libertad de conciencia. Siendo Yo, El Creador de todo, tengo poder para renovar la Tierra y todo cuanto hay y se mueve en ella; en los mares, en los Cielos y hasta los lugares más recónditos llega el Poder Creador de Mi Palabra. Domino los peces y las aves, con gran facilidad domino los elementos naturales y los ordeno según Mi Voluntad, los astros, las estrellas, la luna y el sol, los muevo con Mi inteligencia y según Mi parecer, Me obedece Mi Creación, libremente los hombres pueden decidir seguirme por amor, por respeto, por agradecimiento, a veces por conveniencia, pero cuando Me siguen porque saben que de Mí procede la vida, Mi Corazón se alegra, cómo se alegra cuando declaré en el Jordán… ‘Éste es Mi Hijo Amado en el cual encuentro Mis complacencias’. Así quiero que todos ustedes entren a la complacencia del Dios Todopoderoso, para que puedan vivir en paz.

En Babel confundí la lengua de los hombres, en Getsemaní las uní al Corazón doliente y amoroso de Mi Hijo Amado, Lo envié a Mi pueblo escogido, pero ellos Lo destinaron a La Cruz, como sus antiguos padres, cerraron su corazón como en Meribá en el desierto. Aparentemente triunfó el mal, pero no, Yo resucité a Mi Hijo y Lo hice venir a Mí, a sentarse a Mi derecha, hasta que todos sus enemigos fueran humillados a Sus Pies, la muerte ya no reinará por causa del pecado la muerte cobró su puesto, pero todos Mis hijos en la Tierra vivirán para siempre cuando suene la trompeta final. El trueno de Mi Justicia ya viene, sin demora.

Todo quedó cumplido en La Cruz, pero falta Mi Mano Poderosa sobre el mundo para cambiarlo todo. Yo, Yahvé, Soy El Que Soy, y Mi Poder no tiene límite, no tolero la injuria y la injusticia. Al que dé mal testimonio lo desterraré para siempre, si no se arrepiente de su maldad. Todos son Mis hijos, sí, todos serán hermanos, cuando comprendan que Mi Amor supera Mi Justicia. Los que Me odian no Me conocen, si Me conocieran bajarían humillados la cabeza porque Yo haré milagros patentes, arriba en el Cielo y abajo en la Tierra, derrotaré imperios y haré caer los ídolos y falsos dioses de los pueblos. Mi Fuego devorador inundará la Tierra para quemar la paja, reuniré a todos los descendientes de Abraham dispersos en toda la Tierra, voy a borrar muchas islas y haré surgir nueva vida vegetal en los desiertos.

Pronto, si no demuestran arrepentimiento de sus malas obras, la Tierra quedará en tinieblas. Dormirán en un sueño, grandes y pequeños, cuando Yo transforme y regenere la faz de la Tierra. Muchos cambios haré, pues deseo que el corazón de Mi Hija Predilecta resplandezca entre los pueblos y naciones, sólo con Su Corazón se unirán los pueblos cristianos.

Voy a hacer un nuevo mundo, un nuevo Sol, una nueva Tierra ¿Qué es ese rumor que llega a Mí? ¿Por qué se agitan las Naciones? La envidia, la soberbia y el afán de poder se está adueñando de Mis hijos y no quieren aceptar corrección alguna, se han olvidado que Yo permití que viniesen al mundo desnudos y llorando, y ahora caerá sobre los pueblos Mi legítima Autoridad.

Yo, Yahvé, Soy un Dios celoso de Mi Gloria, inundaré la Tierra con Mi Gloria, los nuevos habitantes de la Tierra renovada andarán seguros bajo Mi Protección, no caerán, no tropezarán, no andarán más como ciegos en sombras de muerte porque andarán bajo Mi Luz, poseerán Mi Ciencia, pues la ciencia humana habrá desaparecido. Habré cumplido una Promesa más… David, Mi siervo sabrá que su Dios no le falló. El conocimiento que le di a Salomón abrazará a los más sencillos.

Pronto los cinco Continentes sabrán que Dios, solo Uno, hay y que Su Misericordia perdura a través de la historia. Durante siglos He observado en silencio el comportamiento y las actitudes de los hombres, les He permitido todo, pero se han degenerado en usos y costumbres. No estoy al acecho del hombre para acusarlo y quitarle la vida, sino para amarlo. Mi Amor por Mi criatura preferida va mas allá de lo que la mente humana se pueda imaginar, jamás destruiré la Tierra como en los días de Noé. ¿Cuántos Jonás he enviado a los pueblos y cuándo han puesto atención a sus palabras? El proceso de la civilización se repetirá una vez más, ciclo sobre ciclo.

Finalmente, Mi Espíritu se derramará abundantemente, como un diluvio en tierra seca, Me presentaré tal cual Soy a la conciencia de los hombres, sentirán horror por sus pecados, les recordaré el Sacrificio de Mi Cordero cuando ponga la Señal de La Cruz en el firmamento. Yo haré venir al cometa, raudo y veloz sacudirá el centro de la Tierra, mientras se oye el estruendo del combate. La batalla espiritual se está dando, San Miguel y sus Ángeles están librando la más cruenta batalla, una guerra espiritual contra los ángeles caídos se está llevando a cabo utilizando las más sucias tácticas de ataque, la seducción y el engaño, permitidos por Mí, para inducir a los hombres al error; el poder de la mentira se enseñorea ya de aquellos que han blasfemado y usado mal Mi Nombre. Los que no adoran a Mi Hijo Jesucristo caerán, serán borrados, arrojados de esta Tierra. ¿Cómo Me presento ahora? Como a Job, la prueba final ya se está dando, el justo vivirá por su fe… por su fe en Aquél que ha recibido El Nombre que está sobre todo nombre.

¡Oh, habitantes de la Tierra!, su Dios habla, estén atentos a Sus Palabras y a lo que piensa hacer. Daré libertad de acción a Mis mensajeros, su voz resonará entre los pueblos, serán atalayas de su Dios. Yo los protegeré y nada ni nadie podrá dañarlos, ni las balas de los hombres les quitarán la vida. Los pueblos sentirán la sacudida de los mares, las revoluciones y las guerras se extenderán por todo el mundo, se perderá el pudor, y las pasiones se desatarán porque así son los hombres, Yo los he dotado de inteligencia para el bien, pero se han desviado siguiendo las inclinaciones y deseos de la carne. Por eso permito que el Espíritu Santo suscite Gracias especiales en el corazón de los que he llamado, para recordarles el valor de la pureza. ¡La tierra entera espera el Juicio de la Redención final, Mi Juicio se aproxima velozmente hacia los pueblos paganos!

Tengan cuidado, hijos Míos, no sea que Mi Cólera se encienda de repente. Yo no uso los criterios vanos de ustedes, Yo no juzgo según las apariencias, Yo veo lo profundo del corazón humano y sé que es frágil, así lo hice para que reconozca que es débil y que tiende constantemente a equivocarse ¡Le di la capacidad de amar! Lo hice con sensibilidad, con sentimientos, y eso fue bueno a Mis Ojos, pero ahora se ha olvidado del Padre Bueno que extiende Sus Brazos para llenarlo de ternura, después de una larga y paciente espera.

Escuchen, hijos Míos, la humanidad no Me deja otra salida, el mal está tan extendido que si Yo permitiera que el mundo siga como va, se autodestruiría. Tantas armas letales, tantas bacterias, tantas armas para matar y destruir, el arsenal nuclear de las naciones podría hacer estallar la Tierra. ¡No lo puedo permitir! Tengo muchas razones para hacer caer Mi Mano… los millones de niños abortados ya han provocado Mi enojo pero, ¡oh, recuerdo que el hombre es solo carne! ¿Por qué matan a Mis niños?… No al aborto… ¿Por qué detestan mis Mandamientos?… ¿Por qué las leyes injustas?… ¿Para qué las aprueban?… Se Me destroza El Corazón de Padre al ver a las madres llorando por sus hijos, implorando misericordia… pidiéndome día y noche por la salvación de sus almas.

¡Hombre, hijo Mío, recapacita! Lucha por vivir en el Paraíso que originalmente te entregué. Las fieras dominarán en algunas regiones. ¡Me duele el hambre de los inocentes, mientras detesto los manjares de los poderosos! ¿Quieren más razones para decirles una y mil veces que ya no soporto la hipocresía?… aborrezco la traición. ¡No, no puede Satanás apoderarse de Mi Creación, no puede seguir tentando a Mis elegidos, no lo permitiré, Me levantaré y lo humillaré hasta lo más profundo del infierno, y a todos los soberbios espíritus rebeldes, y no harán más daño en la Tierra Nueva que voy a hacer!

Mi siervo Juan (El Bautista), predicó un cambio de forma de vida, así les quedarían perdonados los pecados, ya no con sacrificios, porque estaban por llegar los tiempos mesiánicos del Redentor que Yo estaba preparando con gran cuidado en medio de una Familia humilde. En la plenitud del tiempo, sin formas rebuscadas, Mi Hijo Jesús declaró también el cambio de vida, anunciando el Reino de los Cielos, Yo confirmé el inicio de Su misión con milagros y señales para que conocieran el Poder de Mi Ungido… Poder hasta este tiempo, en que llamaré a cada Nación con sus gobernantes a juicio. ¡No, nadie escapará del Juicio vivo que sostendré con el universo!

En atención a Abraham, reuniré a los Israelitas desde un confín a otro confín, los reuniré de nuevo para que sean Mi Pueblo nuevamente y ande según Mi Ley; las Doce Tribus de Jacob son las Doce Naciones, sus descendientes poseerán la Tierra en heredad a perpetuidad, y se extenderá su dominio de un extremo al otro de la Tierra. Judá será Mi Trono entre los hombres, entonces la raza judía será bendecida, en atención a las antiguas Promesas, salvo los rebeldes, los que rechazan La Cruz y el Evangelio de Mi Redentor serán extirpados de Mi pueblo, tal y como se extirpa un tumor maligno.

Les ofrezco a las Naciones Mi Paz, daré un trato especial y justo al que Me honra y obra con justicia, árabes, africanos, orientales, occidentales, porque Yo no hago diferencia. Consagré por medio del Espíritu Santo al Mesías, por este mismo Espíritu volveré a consagrar la Tierra entera cuando tenga el Juicio de las Naciones. He constituido Juez y Señor a Mi Cristo, quien proclame Su Señorío Ilustrísimo, quien crea en el Poder de Su Resurrección, recibirá el perdón de sus pecados y la gracia de pertenecer al nuevo pueblo redimido.

En un portento formidable, en un Segundo Pentecostés, voy a enviar de nuevo al Espíritu Santo sobre toda carne, regalaré, derramaré Dones y Gracias para que todas las lenguas entiendan que Jesús ha sido constituido Juez de vivos y muertos, y que es el Único que merece adoración y alabanza en la Tierra, Su Gloria resplandecerá por sobre todos los ángeles.

Los profetas de los últimos tiempos, enviados por Mí, se disponen a bajar de sus lugares de refugio para anunciar la hambruna y la gran helada, ellos ayunan y oran, y están en comunicación con los Ángeles encargados de ejecutar Mis órdenes.

Mis hijos amados, sean pues, previsores siguiendo fielmente sus instrucciones para que puedan sobrevivir durante las inundaciones, epidemias, plagas, guerras, terremotos, marejadas y demás cosas que los impíos han acarreado con sus desobediencias. Ya mucho se les ha dicho de las Casas de Desagravio y Oración, de los lugares fortificados de refugio; a los que nada tienen Yo los proveeré de todo, Mi Providencia los asistirá, pero tienen que compartir lo que tienen, la fruta, el grano, la semilla, la ropa abrigadora, sus enseres domésticos, y sobre todo, compartir el sincero amor, pues la caridad se está enfriando y apagando en muchos corazones. ¡Todo se ha dicho, sean austeros y previsores!

La libertad de Mis hijos es un deber sagrado que nadie debe violentar, Mi criatura es libre para decidir y lo será hasta que no llegue a la plenitud del conocimiento; la vida humana es sagrada, pues el hombre fue creado a Mi semejanza e imagen, así que, quien pretenda dominar las voluntades ajenas usurpando Mi Nombre, será castigado por toda la eternidad sin tener ningún privilegio. Asimismo, castigaré al mundo por los crímenes que las personas cometieron en agravio de su prójimo, quien odie a muerte a su prójimo es ya un asesino.

¿Qué es ese griterío que sube del mar y llega hasta Mis oídos? ¿Pretenden pues, que gritando incoherencias será suficiente para aplacar Mi Cólera? Las desgracias que vienen serán ejemplo para la futura generación, tengan cuidado de no caer en rebeldía y desobediencia pues las pruebas que voy a enviar son muy grandes.

Yo Mismo, lo juro por Mi Nombre, les daré fuerza y voluntad más allá de su capacidad, les daré medios para resistir. A los que les toca presenciar el fin de este tiempo tomarán como ejemplo las desgracias que les sucedieron a los israelitas. Ellos se abandonaron a malos deseos, no fueron de Mi agrado pues fornicaron y se hicieron ídolos, a sabiendas que Yo Soy un Dios celoso y Santo, y Mi Gloria no la comparto con ningún mortal. La inmoralidad sexual y la impureza atrajeron Mi enojo, se encendió Mi cólera sobre el campamento de los israelitas; aquellos de quienes esperaba fuesen Mi pueblo y del cual Yo anhelaba ser su Dios, tentaron a Mi Providencia y dudaron de Mis Palabras, se quejaron contra Mí, igual hombres y mujeres se apartaron de Mí siguiendo sus propias inclinaciones por el camino del mal. No provoquen Mi celo entrando en comunión con los demonios.

¡Pónganme a prueba, hombres de esta generación! ¡Prueben Mi Bondad y Mi Providencia! Pídanme, recordando siempre el Nombre de Mi Hijo Jesús, Yo he puesto todo en Sus Manos.

El deber principal de la Iglesia es darme a conocer a Mí, la Iglesia tiene una misión propia e irremplazable: conservar y proclamar un verdadero conocimiento acerca de Mí y también acerca del Mandato Nuevo de Mi Amado Cordero: ¡Que se amen todos como Cristo amó a todos, que se perdonen mutuamente, así como Mi amado Hijo perdonó las injurias y afrentas!


Comentario de “El Discípulo”:
¡Qué hermoso! Vean, lean el Evangelio de Juan, Capítulo 17, reflexionen.


Estén alerta, sean previsores, hagan caso de lo que dicen los videntes, los que hablan en Mi Nombre, a quienes Yo he enviado, si ustedes no les hacen caso estarán desprovistos de la Gracia. Ellos procuran que Mi Nombre sea respetado en todas las Naciones de la Tierra, no profanen Mi Nombre porque atrae Mi cólera sobre el mundo.

Humanidad, ¿hasta cuándo entenderás que a tu Señor solo servirás? ¡Aparta tus idolatrías delante de Mí y purifícate en La Sangre de Mi Cordero! ¡Usen el Nombre Santo de Jesús para lavarse de las inmundicias, sólo así serán revestidos, ataviados con el traje especial para entrar a las Bodas del Hijo del Rey! ¡Pueblos paganos, vuelvan al Cordero sin mancha, para que sus pecados les sean perdonados!

Esta generación ofende Mi Nombre convirtiéndose en dos bandos, los que despreciando el Nombre de Jesús quieren imponer un domino mundial, y los que siguiendo a Satán pretenden otorgarle poder al mundo llenándolo de sacrificios de vidas humanas; estos son crímenes aberrantes. La Tierra entera está llena de cultos idolátricos. Han agotado Mi Paciencia, han perdido el rumbo de sus pasos y sólo siguen los ecos del mal siguiendo sus propias y malsanas pasiones. Por eso, todo lo anunciado tiene que pasar, la gran prueba del abandono y del sufrimiento.

¡Oh, queridos hijos!, Mi Corazón de Padre sufre a causa del proceder de los que gobiernan las Naciones.

¡Para ustedes, Sacerdotes y Pastores que cuidan de la Iglesia de Mi Cordero va también este llamado, esta advertencia. ¡Ustedes deben de glorificar Mi Nombre con una vida santa y pura; Mi Alianza con Leví terminará, si no cambian de conducta pues puedo convertir sus bendiciones en maldiciones, llegó la hora en que deben tomar su oficio en serio, sus ceremonias y actos litúrgicos deben ser ante Mí, solemnes, decorosos, dignos; aprendan a enseñar acerca de los Diez Mandamientos, cómo deben hacerlo; empéñense en instruir a Mi Pueblo acerca de las Verdades eternas, acerca de los Juicios que vienen para toda la Tierra; enseñen cuál es Mi Voluntad acerca del matrimonio, el hombre que traiciona a su compañera jamás encontrará Mi luz.

¡Ministros del Altar! ¿Cuándo han llorado y ayunado implorando misericordia y perdón? ¿Cuántas veces han comido en las casas de los poderosos, despreciando así a los inválidos, ciegos, cojos y menesterosos? Tengan vida de paz, tengan respeto y reverencia a Mi Nombre, enseñen la Verdadera Doctrina, que nada perverso salga de sus labios. El Sacerdote es Mi mensajero, la Ciencia y la Ley son conocidos a través de sus labios puros, que día a día se purifican tocando, bebiendo, la Sangre de Mi Divino Cordero. Aborrezco el divorcio y al adultero que aparenta o pretende ser un hombre bueno.

Vengo a hacer Justicia con un Castigo inmediato para los hechiceros, brujos y falsos adivinos, para los que juran falsamente usando Mi Nombre. Cuando Yo castigue al mundo, cuando Yo actúe, cuando sientan el rigor de Mi Ira, Mis preferidos serán entonces aquellos hijos Míos que Me respetan, que hacen reverencia a Mi Nombre, los que Me obedecen; para ellos, brillará el Sol de Mi Justicia.

“YO SOY EL QUE SOY” HABLA: El Dios del perdón, lento al enojo y rico en bondad.

Los pueblos que se unan a Mi Alianza no tienen por qué temer. Voy a cambiar las maldiciones de los enemigos de Mis hijos en bendiciones. Judá tendrá su trono en Jerusalén y harán fiesta, gran alegría daré a los corazones, nunca les faltará el pan a Mis hijos, pero a los que no adoren a Mi Hijo los echaré de Mi Tierra para siempre, no tendrán descendencia y vivirán pocos años.

¡Oh, hijos Míos!, no Me ofendan, vuélvanse a Mí de corazón y abandonen sus pensamientos perversos, escuchen Mi Voz, dejen que hable y exteriorice Mi Ternura, denme gloria, pues, produciendo mucho fruto.

Días terribles vendrán sobre el mundo a causa de la maldad de muchos corazones; han pasado muchas generaciones que se han olvidado de Mí, sin embargo, Yo no soy un padre desnaturalizado que abandona a sus hijos. Tengo que usar el azote de la corrección para que los pueblos y naciones reconozcan que Yo Soy Dios y fuera de Mí no hay otro.

Se cumplirá todo lo que han dicho los profetas de los últimos tiempos, cuando llegue al máximo la perdición haré pesar Mi Mano sobre los pueblos injustos, Me buscarán pero no Me encontrarán, porque en la abundancia se olvidaron de los pobres, cavaron una tumba para el justo y condenaron al inocente. El mundo, Mi Creación, se rebelará cuando grandes trozos de hielo se derritan en el mar, los hombres no andan según Mi Ley, por eso he retirado de algunos de ellos el buen juicio. Los gobernantes se han corrompido, atrayendo sobre sus gobernados la desgracia; asolaré grandes porciones de la Tierra y en Mi furor nadie podrá estar de pie, sin embargo, protegeré a los niños y a los ancianos de una manera especial, a los desterrados e indefensos les daré Mi Mano y no se sentirán solos. El tiempo de la prueba para Mí representa corto tiempo, pero para los idólatras e infieles será interminable. Los que buscan novedades, curioseando aquí y allá quedarán confundidos, sorprendidos, no habrá entonces lugar en el mundo donde no se conozca el Evangelio de Mi Cordero Santo.

¡Oh, humanidad!, el resumen de todo es el Amor, mientras no conozcan el Amor poderoso de su Dios, andarán errantes. En el Reino Glorioso de Paz, se establecerá, por Mi Palabra, la Justicia y el Derecho.

Las comunidades alianzadas de creyentes vivirán a Mi Amparo, progresarán rápidamente y se multiplicarán por toda la faz de la Tierra.

Cuando la purificación llegue, muchos van a caer de rodillas pidiendo perdón, llorando, pero será demasiado tarde, porque dejaron pasar el tiempo sumidos en entretenimientos vanos, en orgías y borracheras; los pecados de la carne hicieron caer a muchos, amaron la vida fácil y cómoda, abandonándose a los placeres efímeros, nunca consultaron Conmigo sus proyectos y vivieron su vida como vegetales, como creación inerte.

Podría decir muchas cosas más, pero prefiero por un tiempo guardar silencio. Observaré la conducta de los gobernantes y le daré a cada uno el premio que merece. Voy a intentar, una vez más, cambiar el corazón humano para que se convierta más por amor que por temor, los que hacen caso omiso a Mis Palabras verán en el último momento lo bueno que pudieron haber hecho y no hicieron.

Mi Mano poderosa reformará la geografía entera, según Mí querer. Mi Hija Predilecta cuidará del rebaño del remanente fiel. El Corazón de Mi Hijo Jesús, brillará intensamente, iluminando el mundo entero con la Señal de Su Cruz en el firmamento. Después que el fuego y las plagas hayan diezmado las poblaciones, haré brotar la vida vegetal nuevamente; el aire, la atmósfera contaminada será purificada totalmente, el oxígeno que estaba asfixiante se convertirá en oxígeno medicinal, volveré a poblar los bosques y haré de nuevo que los pájaros deleiten con sus trinos los corazones de los hombres, un aire perfumado por las rosas invadirá la Tierra, habrá paz, los hombres se habrán olvidado de sus miserias y cantarán de júbilo, porque Yo, su Dios, depositaré de nuevo en sus corazones la alegría.

Este tiempo pasará, ya está con ustedes, todo sucederá en un abrir y cerrar de ojos, los elementos naturales se disolverán, Mis mensajeros les darán noticia, ya las están dando, de todo cuanto deben hacer para protegerse, ya se les ha dicho de los Lugares de Refugio, ya se les ha anunciado lo que va a pasar y la forma de hacerle frente a los acontecimientos desastrosos. La Llama ardiente castigará a los que no Me reconocen y a los que no obedecen el Evangelio de Mi Amado Hijo Jesús.

Ya está la apostasía, ya está el rebelde, el hombre del pecado, el misterio de la maldad envuelve la Tierra que formé con el poder de Mi Palabra, por eso voy a hacer todo nuevo, de lo anterior nada quedará.

Éste es Mi mensaje para todos los habitantes de la Tierra, que cada uno medite en su corazón estas Palabras, y no olviden nunca que son Mis hijos amados, que siempre los espero con los Brazos abiertos.

Vuelvan a Mi Casa, el tiempo se terminó, no se demoren ni pierdan el camino.

Vuelvan, que aun brilla la Luz del Corazón Inmaculado de la Madre de vuestro Redentor y Señor.

Bendigo al Mundo entero.

________________________

Fuente:
APOSTOLADO DE REPARACIÓN Y DESAGRAVIO A LOS SAGRADOS CORAZONES:
https://sagradoscorazones.wixsite.com/apostolado/2009

Para descargar los Mensajes en PDF:
https://aparicionesdejesusymaria.wordpress.com/mensajes-actuales/  

Todos los Mensajes de Julián Soto, “El Discípulo”, publicados en este blog:
https://aparicionesdejesusymaria.wordpress.com/tag/julian-soto-el-discipulo/

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Mensajes y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a “Las Doce Tribus de Jacob son las Doce Naciones, sus descendientes poseerán la Tierra en heredad a perpetuidad.”

  1. Jordi dijo:

    En el último libro de Zavala, El Secreto Mejor Guardado de Fátima, menciona que el Libro de Apocalipsis X es este libro: Quaderno dell’amore di Luigi Gaspari

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s